Derrota a tus rivales en Duelo de Caballeros

Gameloft es esa pequeña fábrica de joyas de gráficos espectaculares que siempre nos sorprende con sus entretenidos juegos. Duelo de Caballeros aparece para robarnos el tiempo libre este verano y hacernos pasar las horas en reñidos torneos para ganar jugosas recompensas. Así que ensilla a tu caballo y pule tu armadura porque vamos a adentrarnos en el mundo de las justas de caballeros, donde lo único que falta es una doncella a quien ofrecer nuestra victoria (o igual está así bien, pero últimamente he leído demasiada fantasía medieval).

Rival Knights (en su título original) nos acerca el mundo de los torneos de caballeros, con una jugabilidad rápida y adictiva que nos enganchará desde el primer momento y hará que no queramos separarnos del teléfono. Partidas rápidas, muchos objetos diferentes que comprar y mejorar (caballos, armaduras…), una campaña con muchos, muchos niveles, un escudero muy pesado y torneos con jugadores de otras partes del mundo donde nuestra habilidad será clave para derrotar a otros jugadores mejores y así poder hacernos con el premio. Con unas animaciones cuidadas al detalle, ésta es la última apuesta de Gameloft para Android, ¡así que sube un momento tu visor y presta atención!

El mundo medieval en la palma de tu mano

Nada más empezar a jugar nos ponen en situación: El Rey ha organizado una competición con todos los caballeros de la zona y quien gane se llevará una buena recompensa. Pero no todo es tan fácil, pues para vencer tendremos que derrotar a los campeones de las cinco ligas, que desde luego saben de qué va el asunto y están bastante preparados. Tendremos que ir afinando nuestra puntería con la lanza a lo largo de la campaña y ahorrar el dinero suficiente para poder hacernos con un equipo que nos permita ir superando los diferentes desafíos.

Campaña

Dentro del modo campaña encontramos varios modos de juego que, aunque todos consisten en descabalgar al rival, tienen sus matices. Veamos:

  • Encuentros: Son la forma de justa más simple, sólo tenemos que descabalgar al rival para ganar.
  • Entrenamientos: Son como encuentros, pero podemos repetirlos cuantas veces queramos, quizá para ver si nos manejamos bien con una lanza nueva antes de entrar en un desafío que no tengamos la seguridad de poder superar.
  • Rey de la colina: Tendremos que vencer tres veces seguidas a distintos caballeros para poder avanzar. Si perdemos, empezamos de nuevo.
  • Encuentro patrocinado: Exactamente igual que el encuentro pero con equipo prestado de tu herrero local de confianza, así podemos ver qué tal nos queda el equipo antes de comprarlo.
  • Duelo con campeón: Es una justa al mejor de dos. Quien derribe de la silla dos veces al rival será el ganador. si derrotamos a todos los campeones de una liga pasaremos a la siguiente.
  • Reto de medallas: Para superar estos niveles nos darán un requisito que debemos cumplir, como dar un golpe perfecto, conseguir alta velocidad…

Pero, ¿qué es todo eso de golpe perfecto? ¿Cómo se descabalga a otro caballero? Yo también estaba impaciente por llegar a esta parte, ¡así que vamos a ver la cómo funciona el juego en las justas!

Jugabilidad

La jugabilidad es tan simple como adictiva, pero no por ser simple va a ser fácil de controlar a la perfección. Hay varios factores dentro y fuera del combate que nos harán ganar o perder los duelos según cómo nos manejemos con ellos y esos detalles son los que vamos a ver a continuación.

Hay tres atributos que todo caballero tiene: valor de armadura, velocidad del caballo y fuerza de la lanza. La armadura depende única y exclusivamente de los objetos de armadura que llevemos, así que un mejor casco o llevar al herrero nuestra armadura para que nos la mejore nos dará algo de ventaja sobre los demás. La velocidad y la fuerza dependen también de qué equipo tengamos, pero depende de nosotros llevar el caballo al máximo y acertar con la lanza en el punto débil del rival. Si lo hacemos bien lograremos que nuestra velocidad y fuerza sean los máximos y eso puede darnos la victoria frente a un rival con mejor equipo que no lo sepa usar tan bien como nosotros.

Mecánica de Juego

(No imagináis lo que me costó hacer la captura central…)

Como habéis visto podemos comprar potenciadores si andamos un poco justos de algún atributo y vemos que el rival nos supera por poco. Todas estas cosas se compran, por supuesto, con la moneda premium. Cada justa que juguemos consumirá un sello real (los rojos). Luego hablaremos de esos temas. En la campaña de vez en cuando nos ofrecen como recompensa algún potenciador.

Una vez dentro del juego tenemos varias fases: preparación, aceleración y vamos a llamar al último duelo de lanzas. Cada una de las partes es un pequeño minijuego y hacerlo bien nos hará tener mejores atributos que el rival:

  • Preparación: Es la primera fase, en ella nos prepararemos para lanzarnos al enemigo. Nos pondremos en la línea de salida y habrá una cuenta atrás. Si pulsamos la pantalla justo cuando la cuenta atrás termine y aparezca en letras grandes «¡Ya!», lograremos un bonus y además la medalla de Inicio Perfecto, que nos dará un extra de monedas.
  • Aceleración: En esta fase nos lanzamos hacia el enemigo espoleando nuestro caballo. Tendremos un medidor con un icono que se irá moviendo a lo largo del mismo. Si pulsamos la pantalla cuando el icono esté en la parte blanca, lo haremos mal y no conseguiremos velocidad extra. Si pulsamos cuando esté amarillo conseguiremos un empujón y si pulsamos cuando está en la parte verde lo haremos perfecto y el caballo alcanzará su máximo. Si lo hacemos perfecto todas las veces alcanzaremos la velocidad máxima de nuestro caballo y además nos darán una medalla de Alta Velocidad, lo lo que significa más monedas. Según el manejo que tenga el caballo (más fácil o más difícil) las casillas del medidor serán más o menos grandes.
  • Duelo de lanzas: La última fase y la más complicada porque tenemos que acertar con nuestra lanza al rival que está en movimiento. Y claro, nosotros estamos en movimiento también. Y la lanza pesa y se mueve mientras apuntamos. El mundo se mueve a nuestro alrededor también. Y público se mueve en sus asientos ansioso por ver el desenlace. Todo se mueve, vaya, y para colmo tenemos que acertar en un puntito muy pequeño con la punta de la lanza, pero si conseguimos acertar en ese punto lograremos el máximo valor de fuerza de la lanza y, además, nos darán una medalla que por supuesto viene acompañada de monedas extra.

¿Y cómo se gana a este juego? En la parte superior de la pantalla tenemos un indicador que nos irá diciendo cómo van las cosas. El de la armadura no variará porque no depende de cómo juguemos, pero podemos ver si hemos conseguido más velocidad que su caballo y así vamos más tranquilos a la última fase. Para ganar una justa tendremos que superar en dos atributos a nuestro rival.

Victoria

¿Y qué pasa si hacemos todas las fases perfectas y conseguimos las tres medallas? Pues en ese caso conseguiremos un golpe crítico, que potenciará todas nuestras estadísticas por encima de su límite y con el que podremos derrotar enemigos que tengan incluso mejor equipo que nosotros. Por eso es importante hacerlo bien además de tener un equipo decente. La cantidad de monedas que nos den por cada medalla se incrementará según vayamos avanzando de liga.

El atuendo del caballero

Pero no todo va a depender de nuestra habilidad, claro, nuestro equipo tendrá que ir mejorando también y tendremos que ir adquiriendo nuevo equipamiento (si podemos pagar el precio, claro). Los objetos que podremos comprar son yelmos, armaduras, lanzas y caballos que, a medida que vayamos avanzando en la campaña, tendrán diseños más atractivos… y caros.

Los objetos se pueden comprar con oro o gemas. Nuestro equipo se puede mejorar también si lo llevamos al herrero a cambio de unas cuantas monedas. Tarda tiempo en mejorar cada objeto, un tiempo que podremos saltarnos con gemas. Cada objeto se puede mejorar hasta cinco veces, pero aún así no estará al máximo. Para que un objeto alcance sus estadísticas máximas tendremos que mejorarlo una sexta vez, que se llama «carga», que dura sólo cinco justas. Cuando hayamos luchado cinco veces esa mejora desaparecerá y tendremos que volver a pulir nuestra armadura o afilar nuestra lanza para darle esa carga extra que nos permita derrotar al caballero más fuerte.

Objetos

Nuestro caballo, por cierto, no tiene una carga ilimitada y dependiendo del que tengamos podremos llevar más o menos peso. El caballo más rápido suele ser el más difícil de manejar, cuesta oro y tiene un poder de carga bajo. El caballo que más puede cargar se paga con gemas, pero no es tan rápido (aunque se maneja mejor). Con esto también nos tendremos que construir nuestra estrategia, si queremos sacrificar velocidad para ser unos tanques o si preferimos ir ligeros para ser rápidos y basar nuestra victoria en el caballo y en la fuerza de la lanza (lo que lo deja todo en nuestras manos, vaya).

También tendremos un emblema que nos representa que podremos modificar al gusto con muchos patrones, colores y figuras. Algunas cuestan dinero y otras gemas, ya sabéis como va. Dentro de nuestro emblema contamos con un modificador además del icono principal, que nos proporcionará diferentes bonus. En mi caso llevo uno que me da un pelín más de dinero con los inicios perfectos.

Bueno, ¿y todo este equipo sólo para jugar contra el juego? Claro que no, tenemos una parte donde competimos en torneos contra otros jugadores para ganar recompensas y personalmente me tiene muy enganchado así que veámosla como se merece.

No cabalgas solo

Blablabla

No cabalgas solo, al menos no exactamente. Nuestro rey siempre organiza ferias y torneos en los que podremos participar para hacernos con un trozo del pastel. Además, también podremos agregar amigos. Los torneos y eventos son una parte importante del juego, puesto que también nos ayudan a conseguir monedas y gemas para mejorar nuestros objetos o comprar algunos nuevos. Podemos diferenciar dos partes en el mundo «multijugador», los Torneos y las Ferias.

Empecemos por las Ferias. Nos podemos inscribir a cualquier evento de este tipo con sólo participar una vez en él, cada participación consume un sello social (los azules). Si quedamos en un puesto donde se nos recompense, tendremos que inscribirnos en el siguiente evento para recibir recompensa. Podremos jugar contra diferentes jugadores que serán mejores o peores que nosotros. Cuanto más duros ea un rival, más puntos nos darán y más subiremos en la clasificación. ¡Fácil!

PVP

El segundo tipo son los torneos por niveles. Para inscribirnos en ellos tenemos que pagar cinco gemas, pero si lo hacemos bien y derrotamos a todos nuestros rivales saldremos con ganancias. Los combates no cuestan sellos sociales y normalmente la gente suele ir muy bien preparada, así que ve con buen equipo.

Podremos conectarnos con nuestras cuentas de Google+ y Facebook desde los ajustes para tener como amigos a más gente que tenga el juego. Desde la clasificación podemos añadir amigos también. Nuestros colegas nos echarán un cable cuando necesitemos sellos para combatir y con eso podremos avanzar algún puesto en la clasificación.

Economía y micropagos

Llegamos al asunto peliagudo de los Free to Play. Si bien es cierto que puedes jugar sin necesidad de darle dinero a Gameloft, el que paga tiene una ventaja muy clara y el que paga más tiene una ventaja todavía más clara. Volvemos a encontrarnos con los ya habituales micropagos de noventa euros para esos jugadores que decidan perderse la parte divertida e ir directamente con el mejor equipo. Te puedes hacer con los equipos de gemas sin pagar y dedicando mucho tiempo al juego y a los torneos, pero siempre habrá quien decida dejarse nueve  euros por liga para tener el mejor equipo de golpe y te pondrá las cosas difíciles. Los micropagos son de un precio excesivo y rompen un poco el juego, podrían hacerse mejor sin necesidad de quitarlos porque los desarrolladores también merecen su dinero y su reconocimiento, pero en el momento que tener todo en un juego de móvil cuesta tres veces más que comprarte, por poner un ejemplo, Skyrim con todas las expansiones pues… algo falla.

Pagos

Con gemas podremos comprar prácticamente todo lo que se puede comprar. Podemos comprar monedas, podemos aumentar los almacenes de sellos, podemos hacer que el herrero trabaje más rápido o hacernos con el mejor equipo. Podemos aumentar la cola de tareas del herrero y también rellenar todos los sellos (por quince gemas, vaya) para seguir jugando. Podemos cambiar nuestro emblema para obtener mejores bonus y también comprar potenciadores para tener ventajas en las justas. Vamos, que el jugador que decida pagar está muy por encima de alguien que decide no hacerlo.

En el juego encontramos también el típico sistema de recompensas diarias, además en la campaña también se nos premiará con gemas en algunas misiones y en los duelos contra los campeones de las ligas.

Recompensa Gemas

Los sellos podemos pedirlos a amigos que nos los enviarán, pero con la última actualización sólo podremos usar tres sellos de amigos cada ocho horas, lo que nos obliga muy amablemente a gastarnos las gemas ahorradas o a pasar por caja si queremos seguir jugando. Lo bueno es que este juego está ausente de publicidad.

Gráficos y sonido

En el apartado técnico el juego roza el sobresaliente. Podemos controlar los ajustes gráficos en los ajustes para adaptarlos a la potencia de nuestro terminal, eligiendo entre tres niveles de detalle. En los ajustes más altos podemos disfrutar blur de movimiento, reflejos que quitan el hipo, efectos climáticos y partículas. Todo un despliege para hacer que queramos meternos en una armadura e ir retando a caballeros por el mundo. El sonido va acorde y junto a los gráficos crean una atmósfera que te mete dentro del juego, con las lanzas rompiéndose y los caballos relinchando.

Si hay que destacar algo negativo es que a veces hay fallos con las texturas y puedes ver a través de ellas o bugs como que desaparece el escenario y no puedes apuntar con la lanza y pierdes, pero se va corrigiendo con actualizaciones y apenas aparecen.

Conclusiones

Los pros:

  • A nivel técnico es espectacular.
  • Una jugabilidad sencilla de aprender y adictiva.
  • Un sistema de progresión que te mantiene enganchado desde el primer momento.
  • La ambientación es perfecta.

Los contras:

  • Uso de la moneda premium para todo.
  • Requiere conexión permanente para poder jugar para guardar los resultados.
  • Quedan bugs sin corregir.

Lo cierto es que aunque a las partes negativas se las mira con mucho recelo, es un juego muy divertido con el que no es obligatorio pagar y puedes jugar en cualquier momento ya que las partidas son cortas. Visualmente es una gozada y me parece un juego genial para jugar este verano. Si tuviera que ponerle una nota sobre diez, sería un ocho dado que a mi criterio el sistema de micropagos es excesivo y es una tendencia que tiene que parar. Pero si en vez de ser Free to Play me cobraran un par de euros por este juego y me olvidara de los micropagos para siempre y nadie pudiera acceder a mejor equipo que yo sólo por pagar más y contara sólo la habilidad, tendría un diez.

Así que ya sabéis, un buen juego y adictivo con el que pasar horas, procurad no enemistaros con algún Lord importante y acabéis ante la Justicia del Rey, aunque mis consejos van más por llevar armadura de manga corta porque con el calor que va a hacer nos freiremos bajo el acero.

¡Arriba las lanzas! Empieza a jugar haciendo click aquí.

Sobre el autor

Publicar comentario